Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que 20minutos.es escriba una noticia?

Ana Carrasco: "Nunca me he sentido diferente porque en la pista todos somos iguales"

21/09/2017 18:00 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

DANIEL MATEO

  • Acostumbrada a derribar muros, la piloto murciana hace historia convirtiéndose en la primera mujer que gana una prueba de un Mundial de velocidad.
  • "Quiero hacer ver a la gente que un hombre no tiene por qué tener más posibilidades de ganar que una mujer", asegura en una entrevista para '20minutos'.
  • "Es importante para mí ver que la gente me quiere tanto".

image

Ana Carrasco no se cansa de derribar muros. Y eso que solo tiene 20 años. A los 3, ya jugaba encima de una moto; con 16 se convirtió en la mujer más joven en competir en una prueba del Mundial de Motociclismo -en Moto3-; y ahora, recién estrenada la veintena, ya es la primera mujer en ganar una carrera mundial de velocidad gracias a su victoria en Portimão (Portugal) en una prueba del Mundial de Supersport 300. La murciana sigue reivindicando el papel de la mujer en un deporte de hombres y espera que su triunfo sirva para que estas tengan más oportunidades en el mundo de la velocidad.

¿Objetivo cumplido?

Sí. La verdad es que estoy muy contenta con el resultado. Llevaba mucho tiempo intentando conseguirlo y por fin ha llegado. Para todos los pilotos son muy importantes los éxitos. Para mí ha sido muy especial.

Cuando cruzó la meta, ¿ya sabía que había hecho historia?

¡Qué va! Me enteré después de la carrera. Para mí lo importante es la victoria, lo de ser la primera mujer en lograrla es un extra.

¿Ha sentido presión en algún momento?

No. Desde principios de año sabía que podía conseguirlo, pero, por unas cosas u otras, no habíamos tenido mucha suerte en las carreras y la moto no me había funcionado del todo bien, pero ahora la moto es muy competitiva gracias al trabajo del equipo. Nunca he sentido la presión por querer ganar, pero sabía que podía hacerlo.

¿Y cómo se lucha contra los nervios?

Centrándome en hacerlo bien yen divertirme lo máximo.

¿Ha notado cierto recelo en el paddock por su victoria?

No especialmente. Si tuviera que decirlo en porcentaje, diría que un 90% de la gente se ha alegrado de mi triunfo y un 10% lo ha hecho un poco menos (risas). Yo creo que, en general, todo el mundo en el paddock, tanto en el de Superbike como en el de MotoGP, se ha alegrado por mí. He recibido muchos mensajes de pilotos y periodistas. Ver que la gente me quiere tanto es muy importante para mí y me hace estar muy contenta.

¿Tiene que demostrar más que cualquier otra deportista?

Dentro de este mundo de la velocidad, al haber pocas mujeres, las que estamos tenemos que demostrar mucho más que los hombres. Estamos hartos de ver en la tele que en cuanto un piloto lo hace bien acto seguido tiene diez contratos para el año siguiente. Para nosotras es distinto. Tenemos que demostrar las cosas diez veces para que luego nos den la oportunidad de tener un buen equipo o un buen material.

¿Se siente o se ha sentido alguna vez diferente?

Para mí soy un piloto más, nunca me he sentido diferente. Siempre digo que dentro de la pista somos todos iguales.

Sin embargo, siempre ha denunciado las diferencias entre mujeres y hombres.

Yo hablo sobre mi caso. A mí me ha costado mucho más encontrar los apoyos para mantener un material competitivo. Lo difícil no es estar, sino estar en unas condiciones que te ayuden a tener buenos resultados. En ese caso me he visto un poco más limitada, porque es más difícil que la gente, las empresas o los equipos confíen en que una mujer pueda ganar. Cuando a un equipo le ofreces dos pilotos y uno es una mujer y otro un hombre seguramente siempre se apueste más por él que por ella porque instintivamente se cree que el hombre tiene más posibilidades de ganar. Lo que yo quiero hacer ver a la gente que eso no es así y que empiecen a confiar más en las mujeres dentro de este mundo y nos den más oportunidades.

¿Cuál es ahora su objetivo?

Acabar el año lo mejor posible, ganar las carreras posibles o, al menos, estar en el podio. De cara al año que viene, la idea es continuar en el mismo equipo y en el mismo campeonato e intentar ganarlo.

Echando la vista atrás, ¿cómo recuerda el año 2013 (debutó en Moto3)?

Fue un año difícil, porque era todo muy nuevo para mí. Lo recuerdo con cariño porque conseguimos buenos resultados.

Luego vino una época no tan buena en la que se llegó a ver sin equipo...

Sí. Después del primer año en Moto3, incluso habiendo logrado buenos resultados, me vi sin equipo y sin patrocinadores. Es lo que comentaba antes, si un hombre hubiese hecho lo que yo hice aquel año igual habría tenido más posibilidades de continuar. Yo logré seguir pero no con los medios que necesitaba. Si no puedes tener buen material, tampoco tendrás buenos resultados. Por eso los dos años siguientes no fueron buenos, tuve lesiones, etc. No hay mucho bueno que recordar de aquello.

¿Cómo compagina el deporte con su vida personal?

Bien, porque llevo toda la vida haciéndolo. Me cuesta más con los estudios. Estoy haciendo Derecho y compaginar la vida académica con la agenda deportiva es difícil pero lo puedo ir llevando.

¿Derecho por vocación o de cara al futuro incierto que tiene esto del deporte?

Había pensado estudiar algo relacionado con el deporte, pero me decidí por Derecho porque el día que quiera descansar del deporte espero poder hacerlo.

¿Puede decir que vive del motociclismo?

No. Quizá en un futuro pueda hacerlo. Esta es mi pasión y, si consigo vivir de ello, lo haría, no me iría a trabajar de abogada.

¿Qué piensa a más de 200 kilómetros por hora?

Ni nos damos cuenta de la velocidad. Solo pensamos en hacerlo lo mejor posible.

Empezó muy pequeñita en esto de las motos. ¿Siente que se ha dejado cosas por el camino?

Sí, comencé con 3 años, porque mi padre era piloto y muy pronto nos regaló una moto a mi hermana y a mí. En cuanto a sacrificar cosas, la respuesta es sí, pero no le doy importancia, porque he dejado algunas cosas, pero he conseguido otras que, para mí, son más importantes.

¿Se siente más madura que gente de su edad?

Sí. La verdad es que en los últimos años he crecido mucho como persona porque he tenido que vivir cosas que quizá otra gente con mi edad no ha vivido.

Practica un deporte de riesgo. Cuando se baja de la moto, ¿es una mujer arriesgada?

Pienso mucho las cosas siempre, pero diría que sí, cuando tengo que arriesgar, lo hago.

De no haber sido motorista, ¿qué habría sido?

No sabría decirte, pero deportista habría sido seguro. El deporte me gusta mucho y seguramente habría practicado alguno.

¿Algún ídolo?

Todos los pilotos de MotoGP: Rossi, Márquez, Pedrosa, Lorenzo...

¿Sería un sueño cumplido el verse compitiendo contra ellos?

La verdad es que sí, yo me siento capaz de estar ahí. Pero también sé que es muy complicado porque hay muchos factores que tienen que estar a tu favor para poder llegar a MotoGP. Pero espero conseguirlo algún día.

¿Con qué más cosas sueña?

Fuera de la moto quiero terminar mis estudios, tener un trabajo normal y poder formar una familia.

BIO Ana Carrasco Gabarrón (Cehegín, Murcia, 10 de marzo de 1997) es una piloto de motociclismo española. Subida en una moto desde los 3 años, en 2013 debutó en el Campeonato del Mundo de Motociclismo en la categoría de Moto3, y, con 16 años, se convirtió en la mujer más joven en competir en una prueba de esta competición. Ahora con 20, Carrasco ya es la primera mujer en ganar una prueba mundial de motociclismo.


Sobre esta noticia

Autor:
20minutos.es (32903 noticias)
Fuente:
20minutos.es
Visitas:
2099
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.