Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Blog Catarsis Y Harakiri escriba una noticia?

Carta abierta de la viuda de un militar peruano

13/12/2013 12:50 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

In Memorian de la desesperada viuda de un militar que se suicidó en la víspera del día del Ejército

Señor presidente Ollanta Humala:

Lo saludo con todo el respeto que usted se merece, en mi calidad de viuda de un oficial mayor de artillería, lo hago en representación de todas las señoras viudas de oficiales, técnicos y suboficiales, le pedimos encarecidamente tome en cuenta esta carta abierta, no se olvide de las promesas que nos hizo cuando usted estaba como candidato a la presidencia, no creo que haya olvidado que toda la familia militar votamos por usted, con la esperanza que terminara nuestro calvario de este recorrer día a día luchando por una pensión que nos permita vivir con dignidad para poderles dar a nuestros hijos una vida decorosa, así como los discapacitados luchan día a día muchos de ellos sin piernas, sin brazos, sin ojos, así mismo nos sentimos las viudas, así se sientes los militares retirados ellos están en una lucha constante ya que los años pasan y no perdonan, vienen las enfermedades y que hacemos con estas pensiones de sobrevivencia congeladas, usted señor presidente es consciente que toda esta gran familia militar-policial lo apoyo para que usted esté en el sillón presidencial, si usted nos prometió algo señor presidente cúmplalo porque los militares son de una sola palabra y usted señor presidente, le recuerdo, sigue siendo militar.

Militar que no tiene palabra no es un militar, señor presidente con todo el respeto que me merece, ayude a su familia militar no nos dé la espalda cumpla como hombre, como militar, como padre, como esposo y como lo que es, nuestro presidente, a quien consideramos nuestro amigo, nuestro hermano, nuestro camarada de armas, no nos defraude, no permita más atropellos con nuestras fuerzas armadas, usted, como hombre de principios, se sublevo en locumba porque no estaba de acuerdo con ese gobierno dictatorial y antimilitarista.

El año pasado, un 8 de diciembre una viuda se suicidó, lo quiso hacer en la víspera del día del Ejército para golpear la conciencia de una institución deshumanizada y de un gobierno ajeno al drama de las viudas, los huérfanos, los discapacitados, los ancianos militares que lucharon contra la subversión y el terrorismo, olvidados y marginados de la inclusión social; aquella pobre viuda, hermana de infortunio, agobiada por el dolor al haber perdido a su esposo en acción de armas habiéndolos dejado en el más absoluto desamparo, aquellos hijos en la orfandad, sin más horizonte que la miseria ocasionaron que el hijo mayor no resistiera la pérdida irreparable del padre y tomo la fatal decisión de poner fin a sus días, la pobre viuda quebrada emocionalmente por este cumulo de desgracias colapso física y anímicamente por lo que fue internada en el hospital militar de Arequipa, desesperada al no poder afrontar el sostén del hogar, pidió reiteradamente audiencia al Comandante General de la Región militar del sur, la que una y otra vez le fue negada; se deprimió tanto al no haber sido escuchada por el general, no haber sido asistida por una mano amiga, que se suicidó en el nosocomio militar y esa desgracia la conoce usted señora Nadine Heredia...la dulce y sonriente esposa del Presidente de la República y en esa época la abnegada y solicita componente de la familia militar.

...esta es una de las tantas tristes historias por las que atraviesa la familia militar que el hoy comandante gobernante y la primera dama, en el oropel del palacio, tratan de ignorar, para no involucrarse en la desgracias de aquellos militares que dieron lo mejor de su vida al servicio de la patria, lucharon contra el terrorismo y murieron defendiendo esta democracia, abrigando la esperanza que el estado en recompensa de su inmolación se hiciera cargo de sus familiares.....y no es así.

Debemos pensar que todo tiene un final nada es eterno hasta las torres más altas se caen.... Y estar en un sillón gobernando se termina en cualquier momento y si usted fue justo y agradecido con toda su familia militar, lo seguiremos apoyando como muchos lo hemos hecho sin pedirle nada a cambio solo queríamos que nuestro teniente coronel en retiro llegara al sillón presidencial con la esperanza de que nos daría su apoyo su respaldo.... Usted señor presidente creció en un hogar con papa y mama, nosotras las viudas somos padre y madre para nuestros hijos luchamos solas ya no podíamos mirar al cielo sino al suelo porque las fuerzas se nos terminaban, pero teníamos que levantarnos tras una caída y así poco a poco fuimos viviendo y dando a nuestros hijitos todo lo mejor de nosotras, valores, decencia, honradez, el seguir queriendo a la institución que tanto amaron sus padres y por la que dieron la vida...

Le cuento una anécdota y le ruego que usted o su esposa me presten su atención unos instantes, mi hijito tenía cuatro años y siempre me preguntaba mamita, mamita cuando voy a ver a mi papito y yo le decía este año hijito para tu cumpleaños, y así fueron transcurriendo los años y su papa nunca llego... Un día viaje en avión con él y me dijo mamita, mamita estamos yendo a ver a mi papito en este pájaro tan grande, mira como sus alas vuelan y mi papito esta allá arriba; a todas las personas que estaban en el avión, el drama de un niño huérfano en pos de ir al encuentro de su papito los hizo llorar... Le cuento otra, y discúlpenme la insolencia de quitarles su valioso tiempo, yo tenía que viajar a hacer mis tramites a lima porque ya no había dinero y enferme gravemente con cáncer, una enfermedad que yo creía era incurable, gracias a dios me cure pero en ese tiempo me aleje de mis hijos y mi pequeñito me canto una canción.....Que dice así...no te vayas mama no te alejes de mi pensare mucho en ti, y si no vuelves te iré a buscar sin zapatitos y caminando donde estés...

Señor presidente ya no quiero cansarlo, solo le pido, le imploro, ayude a las viudas, huérfanos, discapacitados, a los oficiales técnicos sub oficiales en retiro que por su avanzada edad no pueden conseguir un trabajo con que aliviar el pan menos en la mesa, no se olvide ahora que ahora usted está en palacio no permita más atropellos con las personas que lo ayudamos a llegar al poder, al igual que usted, también nosotras hemos tocado puertas, hemos prometido que todo cambiaria, hemos llegado a todos los rincones de nuestro país; toda la gran familia militar y policial se involucró en su campaña, pensamos que con usted acabaría nuestro calvario de más de 20 años de lucha.

Muchas gracias señor presidente por leer esta carta, muchas gracias señora Nadine, dios los proteja y bendiga su hogar, florezca sus caminos, mil gracias a usted y a su gabinete señor presidente por atender nuestras demandas, lo más importante en la vidas de todos los seres humanos es nuestro padre diosito que está mirando todos nuestros actos nuestros corazones, lo más profundo de cada persona él lo puso ahí para que usted nos gobierne ... Pero ser líder no significa ser cruel, al contrario, ser magnánimo, bondadoso, cumplidor de sus promesas.... Se le ve tan humano señor presidente, al igual que su esposa y sus pequeños hijitos, que tenga señor presidente al lado de su digna esposa, una feliz navidad en el calor de su hogar.

Atentamente Eliana de Vera Lizarzaburo Viuda EP


Sobre esta noticia

Autor:
Blog Catarsis Y Harakiri (2274 noticias)
Fuente:
feeds.feedburner.com
Visitas:
169
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.