Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Blog Catarsis Y Harakiri escriba una noticia?

Cuidado con la calentura de la clase media

18/08/2013 10:42 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Autor: Correo Fuente: Eugenio D´Medina Lora image Fuente: ciudadpedestre

No es por nada, pero peligrosamente se nos viene "calentando la cabeza". ¿Con qué? Con la noticia de que la clase media peruana crece espectacularmente, que se ha duplicado en los últimos 7 años, que el 70% de los peruanos ya son de clase media y que esta es "vigorosa". Pero, ¿qué tan real es esta nueva sensualidad de progreso que nos seduce? No cabe duda que el modelo económico está sacando aceleradamente a gente de la pobreza y, de hecho, más que ningún otro modelo lo ha hecho en la historia nacional. Y está creando una nueva clase media. Pero no lo está haciendo tan aceleradamente como lo venden algunos. Y es que en Perú bastaría con que una familia típica sobrepase el ingreso neto de 1100 soles mensuales para dejar de ser pobre, así como no hay más que generar 9800 soles para hacerse "rica" y dejar la clase media. Lo siento, no me la compro. En mi concepto, para que una familia de dos esposos, un hijo en un instituto o universidad modesta y otro en edad escolar, que viva en un distrito mesocrático emergente, sin auto pero que pueda una vez al mes ir de paseo de domingo, ajustando para pagar las cuentas, no bajaría de un requerimiento de ingreso familiar de 3000 soles. En realidad, "medir" la pertenencia a una clase media por la línea de pobreza monetaria es hoy tan rudimentario como "medir" el desarrollo económico de un país solo por el PBI per cápita. Por ello, desde 2010 se abre paso una nueva metodología para medir el espacio de separación entre pobres y clase media a través del Índice de la Pobreza Multidimensional, que pretende reflejar la pobreza a base de tres variables -educación, salud y nutrición, y nivel de vida- desplegadas en diez indicadores, como años de escolaridad, niños escolarizados, mortalidad infantil, adecuada nutrición y acceso a luz, saneamiento, agua potable, suelo de calidad en el hogar, gas o electricidad para cocinar; y a bienes que mejoran la calidad de vida como la radio, la televisión o un medio de locomoción propio. Según este enfoque, uno es pobre si no tiene acceso a un mínimo de 30% de estos indicadores. Hay una nueva clase media que está emergiendo y con nuevos patrones de consumo. Pero nos engañamos si sobredimensionamos el efecto. Incentivar el consumo a lo grande en personas que están en niveles de ingreso que los obligan a estar "ajustados" con las cuentas, por un espejismo de progreso o para fomentar su sensación de pertenencia a una clase media fantasmal, es condenarnos a seguir bajándole las llantas al modelo económico. Es urgente, en cambio, promover el ahorro, incentivar la inversión y construir una cultura de la competitividad que nos lleve, por ejemplo, a privilegiar el gasto en educación, en nutrición adecuada y en infraestructuras de alto rendimiento. Es peligroso sobreestimarnos y dejar de lado el entendimiento de que lo nuestro es seguir remando y que el camino, siendo factible, es aún muy, pero muy largo.


Sobre esta noticia

Autor:
Blog Catarsis Y Harakiri (2282 noticias)
Fuente:
feeds.feedburner.com
Visitas:
142
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.