Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Blog Catarsis Y Harakiri escriba una noticia?

El último discurso de Alberto Fujimori

14/06/2013 13:18 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image

Autor: Frank Keskleich

16 de septiembre del 2000: Fujimori anuncia recorte de su mandato y nuevas elecciones

Dos días antes había sido difundido en medios de prensa el primer "vladivideo", un vídeo en el cual se evidenciaba que el asesor presidencial, Vladimiro Montesinos , sobornaba a congresistas de oposición para que beneficien al gobierno con sus votos.

El Presidente Alberto Fujimori luego de mantener un largo silencio, el día de hoy en cadena nacional emite un discurso a la nación:

"Discurso de Dimisión"

"Buenas noches.

En los últimos diez años hemos tenido que hacer frente, como cualquier Gobierno, a crisis políticas de diversa magnitud. Ese cotejo con la realidad siempre ha merecido de mi parte una profunda reflexión y un severo análisis.

Esto explica mi silencio de estos días frente a los últimos acontecimientos políticos, pero lo más importante: hemos afrontado todas las crisis —incluyendo esta, también— asumiendo como premisa los supremos intereses del Perú.

Esta semana, a través de un vídeo, se ha hecho una grave denuncia ante la cual mi posición, clara y tajante, no es otra que la de respaldar una severa investigación para determinar responsabilidades ante la ley. Ello, no obstante, quiero señalar que este es por sobre todo un hecho político que obviamente ha tenido un fuerte impacto en la estabilidad de mi gobierno y del país.

Mi candidatura a la presidencia de la República tenía el legítimo propósito de representar a un importante sector de la ciudadanía con pleno derecho a coincidir con nuestra propuesta de gobierno, así como otros peruanos tienen el derecho a disentir de ella. El clima de tensión se prolongó más allá de los comicios, incluso con acciones de extrema violencia que, sin embargo, no pudieron impedir que el 28 de julio se instalara el nuevo gobierno.

He reconocido más de una vez que atravesamos por dificultades coyunturales, lo que también ocurre hoy en otros países del mundo, por eso, a partir del mismo 28 de julio nos pusimos inmediatamente a trabajar para honrar nuestro compromiso con el pueblo. Sin embargo, fuerzas e intereses políticos —que no aceptan ni aceptarán quedarse al margen por cinco años más—, fuerzas e intereses que representan políticas distintas al gobierno, distintas a la nuestra, pretenden un cambio de gobierno en el más breve plazo.

Es mi obligación moral, como presidente de la República, tomar una decisión ante esta situación que, además de frenar el proceso de recuperación económica, atenta contra las legítimas expectativas de progreso de los peruanos.

A pesar de haber sido elegido por una mayoría ciudadana, no quiero constituirme en factor de perturbación y menos en obstáculo para fortalecer el sistema democrático. Por ello, tras una profunda reflexión y objetiva evaluación de la coyuntura, he tomado la decisión, primero, de desactivar el Sistema de Inteligencia Nacional. Y en segundo lugar, de convocar en el inmediato plazo posible, a elecciones generale s, medida esta última que espero sea acogida y entendida en su real contexto por los organismos competentes. En estas elecciones generales, demás está decirlo, no participará quien habla , sino todos aquellos que se sientan capaces de ejercer la Primera Magistratura o las funciones congresales.

El pueblo, estoy seguro, sabrá con prudencia escoger el mejor destino. He gobernado el Perú durante diez años. Ni los retractores pueden dejar de reconocer logros fundamentales, que no los enumeraré. Ustedes los conocen. Estos logros son mi gran satisfacción y la prueba tangible de la dedicación y el cariño que he puesto a la obra de gobierno, especialmente aquella en favor de mis compatriotas más necesitados. Ello me basta como recompensa moral. Pocos gobiernos en la historia del Perú han heredado desastre como nosotros lo hemos hecho, para convertir estos y viejos lastres históricos en oportunidad de desarrollo y viabilidad nacional.

Deseo que el Perú, mi país y al que he entregado diez años de trabajo intenso procurando la máxima eficiencia para levantarse de sus escombros, no retroceda en término de paz y desarrollo. Si el Perú retrocede en estos términos, ¿qué sentido tendría el enorme sacrificio de civiles, policías, militares y autoridades a todos nivel, sin cuyo concurso abnegado no habría hoy paz interna ni externa?

Mis dos períodos de gobierno —lo reconozco— no están exentos de errores u omisiones. Ellos puede haber postergado la atención de los legítimos intereses de algunos sectores de la ciudadanía, lo que ciertamente lamento. Y a quienes votaron por nuesta propuesta de gobierno, con esperanza y entusiasmo, les agradezco profundamente. Y pido comprensión. Se trata no de renunciar a nuestros ideales y principios, sino de dar un paso realista para que los peruanos puedan seguir construyendo su futuro en democracia, entendiendo por democracia lo que ustedes entienden y desean: oportunidades reales, concretas, para los sectores menos favorecidos.

Confío en que el pueblo sabrá, con madurez, continuar el camino del progreso. En ese camino también estaré yo hasta siempre identificado con el pueblo.

Muchas gracias.

Buenas noches. "

19 de noviembre del 2000: Fujimori desde Japón envía en carta su renuncia al Congreso de la República

image

"Señor doctor Valentín Paniagua Corazao, Presidente del Congreso de la República Presente.

De mi mayor consideración:

En primer término, deseo expresar a usted mis felicitaciones por su reciente elección como Presidente del Congreso de la República.

Soy el primero en reconocer que hay un nuevo escenario político en el país, una de cuyas expresiones recientes es una nueva correlación de fuerzas en el Parlamento. Consciente soy, asimismo, de posiciones e intereses en ese Poder del Estado, que podrían conducir a una confrontación de poderes, a pesar de mi iniciativa para acortar el mandato presidencial y convocar a elecciones en estricto cumplimiento de la promesa que hiciera en mi mensaje de setiembre, y de los acuerdos alcanzados por el Gobierno y la Oposición en la mesa de diálogo promovida por la OEA.

A lo largo de estos últimos diez años, y como consta al país entero, a pesar de errores, que reconozco, he actuado sin cálculo político, mucho menos preocupado por la popularidad, circunstancias que hubieran impedido la exitosa ejecución de un programa económico antiinflacionario, el proceso de pacificación interna y luego, alcanzar la paz definitiva con Ecuador y Chile entre otros logros fundamentales de mi Gobierno. Jamás pensé, en todas estas oportunidades, sino en los sagrados y permanentes intereses de la República, actué a pesar de la resistencia ofrecida por el negativismo, la demagogia, el chauvinismo inconsciente e intereses personales o de grupo. Nada de ello me detuvo.

En esa línea principista se inscribió mi decisión de acortar mi mandato de Gobierno y convocar a elecciones generales para abril del 2001, objetivos ya cumplidos. Aún, sin embargo, no se ha recuperado la estabilidad política necesaria para llevar a buen término este período de transición que culminará con la elección de un nuevo Gobierno. Abrigo la esperanza de que bajo la honorable presidencia suya, esta estabilidad pueda alcanzarse en breve.

He vuelto, entonces, a interrogarme sobre la conveniencia para el país de mi presencia y participación en este proceso de transición. Y he llegado a la conclusión de que debo renunciar, formalmente, a la Presidencia de la República , situación que contempla nuestra Constitución, para, de este modo, abrir paso a una etapa de definitiva distensión política que permita una transición ordenada y, algo no menos importante, preservar la solidez de nuestra economía.

Formulo, pues, ante usted, señor Presidente del Congreso, mi renuncia formal a la Presidencia de la República, en concordancia con el artículo 113.o inciso 3) de la Constitución Política del Perú.

Hago fervientes votos por el éxito de su gestión, porque eliminada la supuesta causa de desavenencias y desencuentros entre Gobierno y Oposición, todos se avengan a buscar con serenidad y patriotismo la forma más adecuada de garantizar para el Perú, para su pueblo, un futuro de verdadera democracia, es decir, un sistema político que se traduzca en bienestar y desarrollo para la mayoría de los peruanos.

Muy atentamente,

Ingeniero Alberto Fujimori."

El periodo del fujimorismo en Perú que comenzó en julio del año 1990, oficialmente había terminado.

22 de noviembre del 2001: Alberto Fujimori explica a sus partidarios los motivos de su renuncia

image

MENSAJE AL PUEBLO PERUANO

"A los fujimoristas, a un año de la persecución

Buenas noches,

Las noticias que diariamente veo por Internet me dicen que estoy físicamente lejos del Perú, pero mi corazón me dice otra cosa, que estoy muy cerca. Veo las fotos de los encuentros con la gente en mis frecuentes recorridos por todo el país, y es como si de pronto esos hombres, esas mujeres y esos niños del Perú profundo, cobraran vida; entonces puedo sentir otra vez, ese calor del contacto con el pueblo.Ha pasado un año desde que decidí quedarme en Japón, pero para mí, el tiempo se ha detenido, es solamente una pausa, un pequeño alto en el camino.

Dirijo estas palabras al pueblo peruano, en particular a los fujimoristas que se preguntaban ¿Por qué se fue sin darnos ninguna explicación? . Sé que muchos se sintieron defraudados, los entiendo perfectamente. Pero los ánimos políticos estaban muy caldeados, y en esas condiciones, era difícil dar razones. Mis perseguidores se hubieran encargado de que nadie entendiera explicación alguna. Tomé una decisión, no retornar porque en ese momento, recuerden, mi presencia constituía un obstáculo para el proceso de transición que yo mismo había propuesto, y además para salvaguardar mi vida y poder defenderme yo mismo -estando vivo- de todos los ataques y denuncias que ya veía venir. No me equivoqué.

El tiempo es el mejor aliado de la verdad. Hoy, después de un año de mi renuncia a la Presidencia de la República, no hay lingotes, no hay cuentas, ni empresas, ni acciones en ninguna parte del mundo, no hay casas, no hay donaciones desviadas, no hay delitos de lesa humanidad y no hay complicidad con el narcotráfico. Los MIG 29 a los que llamaron "chatarra" vuelan como nuevos y los dólares que dicen malversé, están a la vista, en los colegios, en las postas médicas, en los asfaltados, en la instalación de servicios básicos de agua, desagüe y luz para los asentamientos humanos y poblados alejados del interior. Fue importante mi silencio inicial y fue necesario quedarme en Japón.

De Brunei a Tokio

El viaje a Brunei estuvo programado con más de 4 meses de anticipación. Tal como la reciente reunión de la APEC en China, las reuniones en Brunei eran mayormente de carácter reservado sin acceso a la prensa. Eso explica el por qué no me acompañaron periodistas en ese viaje.

Mi escala en Japón estuvo prevista en el itinerario de vuelo desde un principio. No tenía preparada ninguna renuncia . Ya en Tokio pude tomarme un tiempo para analizar la situación: Los opositores a mi Gobierno entre ellos, los apristas, los pepecistas, los comunistas y extrañamente los Montesinistas, increíblemente unidos, ya habían censurado a la Dra. Hildebrandt. Cómo no, con esta nueva correlación de fuerzas en el Congreso mis opositores tenían luz verde para descargar contra mí todo su odio político contenido por 10 años. Ahora podemos ver que esa "alianza estratégica" no era ninguna fantasía.

Y paralelamente existía el riesgo de un complot de Montesinos, complot que ahora se confirma después del descubrimiento de los documentos que prueban sus intentonas golpistas, en complicidad con los miembros civiles y militares de su red. Además estaba seguro que él no dudaría en pactar con algunos candidatos a la presidencia para asegurar su futuro y confinarme en una fría cárcel hasta el final de mis días -en el mejor de los casos- Hoy, las evidencias hablan de los mutuos favores entre Toledo, García y Montesinos, aunque inútilmente intenten negarlo.

Aquel análisis me llevó a una conclusión: Estaba en un callejón sin salida. No podía aparecerme en la "boca del lobo" (el Congreso de la República) y decir: Señores, pongo a su disposición mi renuncia... mi vida y mi libertad!. En estas circunstancias envié mi renuncia y fue presentada de acuerdo al articulo 113 inciso 3 de la Constitución. No soy un Presidente depuesto como algunos medios se esmeran en publicar, SOY UN PRESIDENTE QUE HA RENUNCIADO!.

Montesinos y la Cúpula

Ya lo he dicho, soy responsable del nombramiento del ex asesor del Servicio de Inteligencia Nacional, y como tal, asumo ese grave error político. En algún momento pensé que todos los comentarios negativos hacia su persona, incluso los de gente de mi propio entorno, habían sido motivados por la campaña antimontesinos de diversos sectores; pero antes del mes de Septiembre del 2000, ya había decidido separarlo del cargo y alejarlo del Gobierno en forma definitiva. Los primeros indicios que me llevaron a decidir su separación, fueron aquellos referidos a la extorsión a empresarios procesados por narcotráfico.

Había que hacer una operación de cirujano, con pinzas. De sacar al ex asesor del SIN inmediatamente, su grupo podría alzarse en armas, poniendo en riesgo la democracia. Su salida tenía que ser parte de un proceso. Para empezar era necesario desmantelar la cúpula, cambiar a los Comandantes Generales de las Fuerzas Armadas.

Está claro, el objetivo de su complot era esconder sus millones mal habidos, lavarse las manos, hacerme desaparecer física o políticamente y vivir felices para siempre. ¿Tengo responsabilidad política? sí, la tengo, reconozco mi error; pero no me enriquecí ilícitamente, y a pesar de todas las denuncias no tengo un solo dólar. Lamento que esto haya ocurrido a espaldas mías, pero Montesinos es Montesinos y sus delitos son sus delitos.

No a la persecución

Viendo estas fotos, viendo como los ronderos de la Sierra recibieron sus armas, orgullosos de apoyar al Estado en su lucha contra el terrorismo. Viendo la alegría con que trabajaron las mujeres de los clubes de madres, de los Comedores Populares y del Vaso de Leche. Viendo en estas fotos a los niños que recibían la ropa de las donaciones japonesas o que asistían a su primer día de clases en su nuevo colegio, todos felices; pienso que el trabajo no fue en vano, dejé un Perú Posible... Sres. del Gobierno, no hagan un Perú imposible. Continúen con sus investigaciones a Fujimori pero no dejen de trabajar por el pueblo. Basta ya de censura a la prensa ¿o es que los fujimoristas después de un año de persecución se han convertido en una fuerza política que los asusta?.

Volver a empezar

No he trabajado tanto, no he sacrificado tantas horas de sueño, no he entregado diez años de mi vida al trabajo más intenso como Presidente del Perú, para ver como otros se apuran en destruir todo lo avanzado. Este alto en el camino no será eterno.

Mientras tanto, alejado de mis labores de Presidente, este último año he venido trabajando silenciosamente, investigando, estudiando paso a paso la experiencia japonesa, para poder desarrollar un esquema innovador que permita generar trabajo. Mientras esté en Japón, ese será uno de mis principales aportes para el pueblo peruano: Un sistema original y práctico para la generación de empleo. Ustedes saben que yo sí cumplo mis promesas!.

Amigos, gracias por estar a mi lado en estos momentos. Gracias por entender mi silencio inicial y sobre todo, gracias por creer en mí, no los voy a defraudar. El Chino está con ustedes. Esta noche no existen fronteras ni distancias... estamos cerca, muy cerca... es hora de volver a empezar, el Fujimorismo vive!.

Alberto Fujimori F. Tokio, 22 de Noviembre del 2001"

*Mensaje grabado en vídeo, presentado en concentración de San Juan de Lurigancho el día 22 de Noviembre del 2001

image


Sobre esta noticia

Autor:
Blog Catarsis Y Harakiri (2274 noticias)
Fuente:
feeds.feedburner.com
Visitas:
5211
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.