Globedia.com

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Fidel Alvarez G. escriba una noticia?

Kodak y la innovación tecnológica.

14/09/2012 00:49
0

image Kodak, una de las compañías más importantes, no solo

de Estados Unidos, sino incluso del Mundo, se encuentra

al borde de la quiebra. Hace pocos días los medios de comunicación anunciaban lo que desde hace algún tiempo se veía venir: Kodak ha quebrado . Durante meses se ha estado especulando con la bancarrota y en la bolsa de valores el precio de las acciones ha sufrido constantes devaluaciones, hasta que finalmente se ha producido. Se suma así ésta empresa a otras que han transitado por un camino similar: Chrysler, General Motors, Saab (filial sueca de GM), CIT Group, etcétera. La competencia es así, no le asegura a ninguna empresa, compañía o corporación, la permanencia en el mercado, máxime en tiempos de "vacas flacas". Por mucha fuerza, tradición, experiencia y saber hacer que se tenga, nada puede fallar, porque el menor desliz es aprovechado por los que están a la espera de una parte del "pastel".

Kodak, fundada en el año 1892, ha sido considerada durante décadas como un icono del capitalismo norteamericano. Su influencia en el mundo de las imágenes y la fotografía, a través del diseño, producción y comercialización de equipamiento fotográfico, resultó trascendental. Sus principales competidores, casi todos japoneses, surgieron mucho tiempo después: Nikon en 1917, Panasonic en 1918, Olympus en 1919, Canon en 1933, Fujifilm en 1934, Fujitsu en 1935, Toshiba en 1939, Sony en 1946, Apple en 1976.

En el año 2003 Kodak estaba entre las cinco compañías que se repartían el 75 % del mercado de cámaras fotográficas, sin embargo, en el año 2010 (según Bloomberg) Canon, con el 19 % de la cuota de mercado, mantuvo el primer lugar, mientras que Kodak caía al 7, 4 % (8, 8 por ciento en el año anterior), a pesar de que las ventas mundiales se incrementaron en un 10 % respecto al 2009. Las cifras daban muestras de lo evidente.

La investigación y el desarrollo tecnológico son aspectos esenciales para mantener la posición competitiva de una empresa, pero no basta con esto, porque es un proceso que necesariamente cierra con la innovación. Sin dudas es un terreno que está plagado de riesgo, donde la incertidumbre es alta y no siempre los resultados resultan halagüeños, pero esto no exime de la responsabilidad que tienen los directivos de apostar por ello. No se le puede acusar a Kodak de frivolidad en éste aspecto, pero a pesar de su saber hacer en el terreno de la innovación tecnológica, todo indica que ha sido precisamente éste su "Talón de Aquiles", no por haber descuidado los trabajos en éste importante renglón, sino por la incapacidad para apostar por transformarlos en productos con los que mantenerse en una posición activa ante los competidores. Desde el punto de vista estratégico parece ser que la compañía no fue capaz no de percatarse de los cambios que se producirían en el entorno, sino de la manera en que lo haría, algo que limitó su capacidad de reacción, quedando rezagada precisamente en un campo en el que venía trabajando. Fue así como la fotografía digital se convirtió en su punto débil, al relegarla a un segundo plano mientras mantenía la prioridad en lo que constituía su punto fuerte hasta ese momento: la película fotográfica, la química y la óptica. Paradójicamente la primera cámara fotográfica digital registrada fue producida por Kodak en el año 1975. Algo similar (con las lógicas diferencias entre una y otra situación) parece que ha ocurrido con la aplicación WhatsApp en los teléfonos móviles. Como se sabe ha sido otra innovación que ha revolucionado el dinámico mundo de las comunicaciones, sobre todo por el ahorro que implica para los consumidores. Para hacerle frente, los operadores españoles planean lanzar el Joyn, un servicio gratuito de mensajería, pero hay quienes suponen que llegará tarde, a pesar de que existía desde el 2009. De ser esto cierto, una estrategia comercial basada en explotar al máximo las ventajas económicas que reportaban los SMS ha dejado en desventaja a Joyn, sin dudas un buen producto.

Lo curioso de ésta historia es cómo una empresa de tanta tradición y experiencia como Kodak, baluarte de la capacidad empresarial e innovadora del capitalismo de los Estados Unidos, pudo llegar a una situación tan lamentable y engorrosa. La quiebra no significará necesariamente la desaparición. La empresa busca una estrategia que le permita reorientarse y superar los problemas financieros que tiene en estos momentos. Por lo pronto parece que la opción más conveniente es reestructurar sus líneas de negocios , soltando lastre para concentrarse en los negocios en disponga de más ventajas competitivas. A partir de esto valoran dejar definitivamente el negocio de las cámaras digitales, mercado en el que han ido perdiendo terreno sistemáticamente ante la arremetida de Canon, Sony, Nikon, Fujifilm y otras. Si la estrategia funciona, Kodak podrá intentar continuar con una tradición centenaria. Posiblemente salga más fortalecida, no en términos económicos, sino desde el punto de vista estratégico, pero el reto es grande y en principio tendrán que conformarse con perder la hegemonía que antes ejercían.

Comentarios

No hay comentarios, se el primero en