Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Blog Catarsis Y Harakiri escriba una noticia?

La izquierda en el poder

04/01/2013 16:52 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Autor: Juan Carlos Valdivia @columnabizancio Fuente: gatoencerrado.net

Por qué está fracasando Susana Villarán

El nuevo año llega con inusitada fuerza política gracias a la revocatoria que busca retirar a Susana Villarán de la alcaldía de Lima, quien parece destinada a perder este proceso por la serie de desatinos y hasta la falta de fortuna que muestra en su gestión municipal. La señora Villarán, al asumir el cargo, no ponderó apropiadamente lo que significaba su arribo al sillón de Nicolás de Rivera el Viejo: era la segunda vez que la izquierda llegaba al Municipio de Lima y debía mostrar una gestión eficaz y moderna. Al no contar con cuadros con experiencia se dejó llevar por el estilo "oenegero" de sus colaboradores, gastando en estudios y buscando marcar su administración con pequeños emprendimientos culturosos que sus amigos izquierdistas le acercaban como interesantes proyectos. Pero a falta de una propuesta moderna se refugió en la llamada lucha anticorrupción, enfrentándose a Luis Castañeda Lossio, cuyos niveles de aprobación en la capital siguen altos, incluso hoy en día.

image Susana Villaran y la izquierda extraviadas en su laberinto

Lamentablemente la falta de cuadros técnicos de nivel la hizo recurrir a lo que tenía a mano. Por ejemplo aconsejada por Gustavo Guerra García (que se hizo famoso en el gobierno de Alejandro Toledo por oponerse a la más grande obra de ese período: la carretera Interoceánica) detuvo hoy el cuestionado Línea Amarilla (rebautizado como Vía Parque Rimac) y promovió que los vecinos que apoyaban ese proyecto se opusieran al mismo. Al darse cuenta de que no podía evitar que este siguiera adelante, entonces negoció un par de parques más por una extensión de la concesión. Todo esto le tomó cerca de una año.

Pero este es solo un ejemplo, igual sucedió con el Metropolitano, que demoró en poner en funcionamiento porque ella quería dejar su huella. O el famoso túnel que conecta San Juan de Lurigancho con el Cercado, que ha detenido por "razones técnicas" y del que no ha podido lograr que se reinicien las obras. Como escolar que no ha estudiado durante el año y que, desesperado, trata de aprender todas las materias en una semana, la señora Villarán ha comenzado a desplegar una frenética agenda que pretende reflejar que es eficiente. Lamentablemente, hechos que ella pudo controlar, -como el cierre de la Costa Verde- o donde la fortuna le juegue una mal pasada- como los sucedidos en el Rimac la semana pasada- hacen de que las posibilidades que supere la revocatoria sean cada vez escasas.

Más sobre

¿Qué podemos rescatar de esta gestión de la izquierda en la Municipalidad de Lima? Supuestamente debió mostrar nuevos cuadros, pero de lo visto hasta el momento solo Marisa Glave parece tener madera política para el futuro. Es articulada, atrevida y apasionada para defender su posición. Por los demás, de renovación, nada. Tanto que han tenido que recurrir a viejas figuras como Javier Diez Canseco o Mario Huamán de la CGTP para organizar su defensa. Ahora bien, si logra superar la revocatoria tendrá una segunda oportunidad que no debe desperdiciar. Hacer un gobierno menos sectario, más convocante, alejando a quienes no la han acompañado bien. Buscando demostrar que una admnistración de izquierda moderna no significa gestionar una ONG grande. Quizá el legado más importante -incluso contra la voluntad de la señora Villarán- sea que su gestión ha permitido descubrir una nueva generación de dirigentes pepecistas que, sin duda, ayudarán a renovar el viejo partido socialcristiano. Es decir, como siempre, la izquierda ha fortalecido a la oposición aunque esta vez sea de derecha.

Como se ha visto, la izquierda tiene mala fortuna cuando son elegidos. O los desembarcan -a lo Humala, por citar un ejemplo reciente- o hacen todo lo posible por ser revocados. Su falta de experiencia en la gestión pública los ubica como ineficientes y conflictivos. Es lo que uno puede recordar de su paso por el actual gobierno y también en el de la señora Villarán. Quizá lo que la izquierda necesite sean nuevas generaciones que reemplacen a los viejos dinosaurios. Como decía el viejo González Prada "Los viejos a la tumba".

De la Revista Correo Semanal

03 de Enero de 2013


Sobre esta noticia

Autor:
Blog Catarsis Y Harakiri (2245 noticias)
Fuente:
catarsisyharakiri.blogspot.com
Visitas:
138
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.