Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Macarena Latti escriba una noticia?

Oración a las animas benditas del Purgatorio para pedidos urgentes

20/09/2016 09:00 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Todas las personas, han vivido alguna vez en la vida (o probablemente vivirán) una situación extrema, difícil o urgente en la que puede parecer que no existe solución.

Si estás en esa situación, o quieres estar preparado por si llega a sucederte, aquí aprenderás una poderosa oración a las ánimas benditas del Purgatorio, que te abrirá los caminos para solucionar cualquier problema, por más complicado que parezca.

¿Qué es el purgatorio?

En la Fe cristiana, luego de la muerte, existen tres opciones a donde puede ir el alma: el Cielo, el Infierno y el Purgatorio. El Purgatorio es el único estadío que no es eterno. Aquellas almas que llegan a este lugar, necesitan permanecer allí para ser purificadas antes de ir al cielo.

Las personas, en vida, pueden ayudar a esas almas a traspasar esta etapa, mediante oraciones. Estas almas, una vez purificadas, acceden al cielo y suelen cumplir las peticiones de aquellos que han rezado por ellas.

Es por ello que puedes rezar oraciones por las almas del Purgatorio, para solucionar tus problemas.

Oración a las almas del Purgatorio para asuntos desesperados

Si tienes una petición urgente y necesitas ayuda, reza esta oraciones por las almas del Purgatorio, y aprende cómo pedirle a las ánimas que solucionen tus problemas:

Dios misericordioso, que nos perdonas y quieres la salvación de todos los hombres, imploramos tu clemencia para que, por la intercesión de María Santísima y de todos los santos, concedas a las almas de nuestros padres, hermanos, parientes, amigos y bienhechores, que han salido de este mundo, la gracia de llegar a la reunión de la eterna felicidad. Santísima Virgen María, Reina del Purgatorio; vengo a depositar en tu Corazón Inmaculado una oración en favor de las almas benditas que sufren en el lugar de expiación. Dígnate escucharla, clementísima Señora, si es ésta tu voluntad y la de tu misericordioso Hijo. Amén. María, Reina del Purgatorio, te ruego por aquellas almas por las cuales tengo o pueda tener alguna obligación, sea de caridad o de justicia. Dios te salve María... Dales, Señor, el descanso eterno.

Y luzca para ellas la luz perpetua.

Descansen en paz.

Así sea. María, Reina del Purgatorio: te ruego por las almas más abandonadas y olvidadas y a las cuales nadie recuerda; Tú, Madre, que te acuerdas de ellas, aplícales los méritos de la Pasión de Jesús, tus méritos y los de los santos, y alcancen así el eterno descanso. Dios te salve María... Dales, Señor, el descanso eterno.

Y luzca para ellas la luz perpetua.

Descansen en paz.

Así sea. María, Reina del Purgatorio: te ruego por aquellas almas que han de salir más pronto de aquel lugar de sufrimientos, para que, cuanto antes, vayan a cantar en tu compañía las eternas misericordias del Señor. Dios te salve María... Dales, Señor, el descanso eterno.

Y luzca para ellas la luz perpetua.

Descansen en paz.

Así sea. María, Reina del Purgatorio: te ruego de una manera especial por aquellas almas que han de estar más tiempo padeciendo y satisfaciendo a la divina Justicia. Ten compasión de ellas, ya que no pueden merecer sino sólo padecer; abrevia sus penas y derrama sobre estas almas el bálsamo de tu consuelo. Dios te salve María... Dales, Señor, el descanso eterno.

Y luzca para ellas la luz perpetua.

Descansen en paz.

Así sea. María, Reina del Purgatorio: te ruego de modo especial por aquellas almas que más padecen. Es verdad que todas sufren con resignación, pero sus penas son atroces y no podemos imaginarlas siquiera. Intercede, Madre nuestra, por ellas, y Dios escuchará tu oración. Dios te salve María... Dales, Señor, el descanso eterno.

Y luzca para ellas la luz perpetua.

Descansen en paz.

Así sea. Virgen Santísima, te pido que, así como me acuerdo de las benditas ánimas del Purgatorio, se acuerden de mí los demás, si he de ir allá a satisfacer por mis pecados. En ti, Madre mía, pongo toda mi confianza de hijo, y sé que no he de quedar defraudado. Amén.

image

Más oraciones para problemas urgentes

Ahora que has aprendido la oración a las 13 ánimas benditas, también puedes aprender otras formas divinas de obtener ayuda celestial a través de oraciones para asuntos difíciles:


Sobre esta noticia

Autor:
Macarena Latti (3128 noticias)
Fuente:
innatia.com
Visitas:
1796
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.