Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Joel Villegas escriba una noticia?

Salvemos a la Amazonia, el pulmón verde del mundo que cada día se destruye por la acción depredadora del hombre

11/06/2009 17:22 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Se describe como se destruye la Amazonia Peruana, especialmente en la zona del Alto Mayo, departamento de San Martín, al Nor-oriente del Perú, zona que alberga a 14 comunidades nativas de la etnia Aguaruna o Awajún, con una población de 4, 010 habitantes y que ocupan un territorio de 140, 040 hectár

SALVEMOS A LA AMAZONIA, EL PULMON VERDE DEL MUNDO QUE CADA DIA SE DETRUYE POR LA ACCION DEPREDADORA DEL HOMBRE.

Joel Villegas Villegas

Joel4770@gmail.com

La destrucción de los recursos naturales en la Amazonía Peruana es cada día mas alarmante, miles de hectáreas de bosques son destruidas por la acción depredadora de agricultores migrantes y extractores ilegales de madera. Un ejemplo palpable es lo que ocurre en la Zona del Alto Mayo, departamento de San Martín, al Nor-oriente del Perú. Esta zona alberga a 14 comunidades nativas de la etnia Aguaruna o Awajún, que ocupan las partes mas altas del Valle del río Mayo, con una población de 4, 010 habitantes y una superficie de 144, 040 hectáreas de bosques, los únicos que quedan en esta zona posibles de ser manejados sosteniblemente, porque ya no hay mas. Pero desde la década del 90, por la escasez de tierras agrícolas en las partes bajas o valle, los migrantes han venido ejerciendo una fuerte presión sobre las Areas de Conservación Municipal y sobre los territorios comunales, y es en estos últimos en donde han logrado penetrar, aprovechando la necesidad de la población nativa de obtener ingresos rápidos. El caso mas dramático es el de la comunidad nativa Huascayacu (una de las 14 comunidades de esta zona), con 50 familias (330 habitantes) y con un territorio de 11, 250 hectáreas de extensión. En esta comunidad, el Proyecto Especial Alto Mayo (PEAM) con el asesoramiento del Servicio Alemán de Cooperación Social-Técnica (DED), venía ejecutando un plan de manejo forestal en una superficie de 2651 hectáreas de bosques. Estos, en menos de un año, han sido destruidos conjuntamente con cerca del 60% de los bosques de toda la comunidad. De igual forma sucede en otras comunidades y varias de ellas ya no tienen bosques. Esto no tendría nada de particular, si no hubiera degenerado en una seria amenaza para el ecosistema tropical de Selva Alta o Ceja de Selva, y es que los migrantes no respetan nada, arrasan con todo, sean áreas protegidas o bosques bajo manejo.

La gran amenaza que esta causando la desaparición de estos bosques radica en que, entre los migrantes existen pequeños agricultores, pero también acopiadores de tierras (traficantes), que alquilan las tierras a las comunidades nativas a bajos precios y luego los sub-alquilan a otros migrantes a precios mayores. La otra gran amenaza son los madereros ilegales, que cortan los árboles que luego los abandonan porque se dan cuenta que es imposible aprovecharlos por lo difícil del terreno (muy empinados), así mismo, no respetan los diámetros mínimos de corta (DMC), talan árboles demasiado jóvenes tan solo para aprovechar un tablón, porque el árbol no da mas; así mismo, explotan todas las especies, sin tener en cuenta si está en peligro de extinción o no, o simplemente no respetan las normas que prohiben su aprovechamiento

A parte de destruir la vegetación, mediante la deforestación y quema de los árboles, que hace que se libere gran cantidad de gases de efecto invernadero (GEI), destruyen especies de flora y fauna que son altamente endémicas debido a su variabilidad climática por la compleja geografía de la zona. De fauna, como el mono choro cola amarilla (Lagothrix flavicauda), oso de anteojos (Tremarctos ornatos), armadillo (Dasypus novemcinctus), gallito de las rocas (Rupicola peruviana), pavas de monte (Penélope sp)), etc., y flora, a parte de las variadas especies arbóreas, epífitas, especialmente orquídeas, bromélias, helechos, musgos y líquenes, están destruyendo el cedro (Cedrela odorata) y el tornillo (Cedrelinga catenaeformis), que en esta zona están en situación vulnerable.

La deforestación también afectará a este frágil ecosistema en el flujo de agua dulce que se utiliza en las partes bajas, para consumo humano y para los proyectos de riego, es decir, con esto se está matando a la gallina de los huevos de oro, y muy pronto, estos proyectos quedarán convertidos en un elefante blanco.

Así es como se va destruyendo la Amazonia, considerado como el gran pulmón del mundo, por manos de los traficantes de tierras y los extractores ilegales de madera, a los que se han sumado la instalación de cultivos industriales introducidos, como palma aceitera, piñón (biocombustibles), otros y los cultivos ilícitos, para los cuales se deforestan grandes áreas que contribuyen a una mayor desertificación de la Amazonia, porque nadie puede negar que ya existen grandes desiertos como son las sabanas, pajonales, shapumbales. Este último, terrenos pobres cubiertos por helechos, de la especie Pteridium aquilinum).

La Selva amazónica, como ya hemos dicho, es un importante sumidero de carbono, que retiene miles de toneladas de este gas, que al liberarse mediante la deforestación, va a contribuir a elevar el nivel

Todo esto porque la zona se ha convertido en tierra de nadie, ninguna autoridad interviene, aún conociendo el caso, todos hacen oídos sordos o no quieren ver. Los migrantes, a parte de hacer agricultura en la mayoría de los casos en tierras no aptas, trafican con la madera, y los ilegales ni que hablar, transitan libremente por los ríos y carreteras, transportando madera con guías de otras zonas. Es común ver en los ríos (Mayo y Huascayacu), grandes balsas de madera que salen de zonas no autorizadas, y en las carreteras, en sitios estratégicos, camiones cargados de madera esperando la noche para transitar libremente.

Si bien es cierto que existen normas para el buen uso de los recursos naturales, pero nadie las hace cumplir. Porque no basta con dar leyes, si estas no se implementan y luego se aplican, si no es así todo quedará en el papel. Hay que entender de una vez por todas que el bosque es patrimonio de la nación, que proporciona muchos beneficios, empleos, ingresos económicos, su papel esencial en el mantenimiento en el ciclo hidrológico del agua, en el mantenimiento de la diversidad biológica, en la creación y defensa del suelo, en su aportación al paisaje, y ahora como mitigador del cambio climático, en su papel de grandes sumideros y fijadores de carbono en la biomasa, en el suelo y en los productos forestales que se aprovechan. Por lo tanto, quien destruye un bosque esta atentando contra la nación, contra cada uno de sus habitantes, contra el patrimonio del país. Si se destruye el bosque, se está destruyendo otras riquezas nacionales, porque todos los recursos naturales, como el bosque, la fauna silvestre, el agua, el aire están interconectados entre si. En consecuencia, el castigo que se debe aplicar a un destructor del bosque debe ser igual al que comete un gran crimen; mientras no sea así, esto seguirá como hasta ahora. Este es el panorama que hemos visto hasta el 2008, veremos que nos depara el 2009, pero así como van las cosas, no se vislumbra un panorama alentador.

Pero cuales son las consecuencias que acarrearán estos problemas?

La Selva amazónica, como ya hemos dicho, es un importante sumidero de carbono, que retiene miles de toneladas de este gas, que al liberarse mediante la deforestación, va a contribuir a elevar el nivel de los gases de efecto invernadero, responsables del calentamiento global, conocido como “fenómeno del cambio climático” y como también ya se ha comentado en este Blog, el cambio climático es una de las mayores amenazas que pende sobre la tierra, por el aumento de la temperatura, pues si esta supera los 2ºC, es posible que este fenómeno sea irreversible y las consecuencias van a ser catastróficas, aunque estas ya se están sintiendo en la zona, y solo por citar algunos ejemplos, en los meses de setiembre y octubre del 2008 se pudo registrar los siguientes fenómenos: 29.09.08, hora 17:00, intensas lluvias con truenos y relámpagos a baja altura de fuerte impacto en el suelo y la vegetación, acompañados de fuertes vientos; el 30.09.08, fuertes vientos con lluvias esporádicas por especio de dos horas; los días 03 y 04.10.08 fuertes oleadas de calor desde las 11:00 hasta las 16:00 horas; el 07.10.08, intensas lluvias acompañados por truenos y relámpagos y fuertes vientos por espacio de 45 minutos; el 12.10.08, lluvia muy fuerte e intensa con vientos huracanados que destruyó varias casas en Moyobamba y Rioja, provincias del departamento de San Martín, con pérdidas económicas considerables. Estos fenómenos, sin duda, se irán intensificando a medida que avanza el calentamiento de la tierra por efecto de la deforestación, pero no solo eso, aumentarán los riesgos de mortalidad, contaminación, catástrofes naturales y enfermedades infecciosas, muchas de ellas ya erradicadas volverán a aparecer.

Pero es necesario tener en cuenta que, gases de efecto invernadero (GEI), también se producen por la quema de combustibles fósiles como el petróleo, carbón, gas natural, que utilizamos a diario en el país; pero es a través de la deforestación la que se libera en mayor cantidad. Aunque el mayor porcentaje de GEI en el mundo lo emiten los países industrializados, por lo tanto son ellos quienes tiene que contribuir mas a mitigar los efectos del cambio climático, reduciendo el consumo de estos combustibles y apoyando a los países en desarrollo. Nosotros hagamos nuestra parte, reduciendo de forma considerable las emisiones de dióxido de carbono (gas de efecto invernadero), que contribuye al calentamiento de la tierra. Para esto, las autoridades locales, regionales y el gobierno central, desde ahora, tienen que tomar medidas drásticas para reducir el uso de los combustibles fósiles, pero sobre todo para frenar la deforestación, principal causante de la mayor emisión de gases de efecto invernadero (dióxido de carbono) a la atmósfera en esta zona, si esto no se da, la temperatura seguirá en aumento, con las consecuencias que ya hemos señalado.

Aquí también tienen que tomar parte los países amazónicos involucrados, como también todos los países del orbe, ya que ese gran pulmón verde que es la Amazonia, tiene una gran importancia mundial por su papel purificador del aire, vital para mantener el frágil equilibrio climático del planeta, y los cambios que se sucedan en la Amazonia van a tener un alto impacto sobre el clima de la tierra. Otra razón importante es su abundante biodiversidad, porque se trata de una parte del trópico que contiene la mas grande reserva biológica del planeta, que según los científicos, alberga cerca del 30% de todas la especies terrestres del globo, riqueza que esta siendo diezmada por la destructiva acción de la deforestación en sus diferentes formas. Y aquí, no solo se trata de decir que, ese gran pulmón verde pertenece a toda la humanidad y no se hace nada. Si es así, pues entonces todos los países de la tierra deben colaborar para que esto no se destruya, sobre todo los países desarrollados y los que contamina mas, que inviertan para que se beneficie la humanidad, caso contrario nos destruiremos todos.

"la zona se ha convertido en tierra de nadie, ninguna autoridad interviene, aún conociendo el caso, todos hacen oídos sordos o no quieren ver"

“Salvemos a la Amazonia, únete a esta cruzada por la humanidad, difunde el problema del cambio climático que amenaza a nuestra casa grande que es la tierra, y evitemos su destrucción”.


Sobre esta noticia

Autor:
Joel Villegas (4 noticias)
Visitas:
4538
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.