Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Eonhadico escriba una noticia?

¿Vida intraterrestre en Marte?

09/04/2013 14:40 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

imageDurante los últimos meses, y de manera continuada, nos ha estado llegando información del planeta rojo. Gracias a las diferentes misiones, gracias a la MRO o el Curiosity hemos ido descubriendo poco a poco un lejano pasado en el que Marte pudo ser un lugar que habría permitido la existencia de algunas formas de vida simples.

Pero una cosa es hallar pruebas de la presencia de agua en el pasado marciano y otra muy diferente es descubrir pruebas directas que señalen que la vida estuvo (o esta) presente en su superficie., algo con lo que está de acuerdo el geoquímico Jan Amend, de la Universidad del Sur de California. Amend participo en el Space Telescope Science Institute en Baltimore, Maryland, el pasado 5 de abril. ( Puedes ver un video de la presentación de su investigación aquí . )

El Curiosity es capaz de perforar la superficie marciana, pero en el mejor de los casos tan solo puede alcanzar unos pocos centímetros de la roca marciana. El problema es que para responder a la pregunta de si aun existe vida en el planeta rojo tenemos que llegar mucho más abajo, ya que somos muchos los que pensamos que la vida se refugió bajo la corteza marciana, donde la humedad habría quedado atrapada y el calor residual del núcleo marciano habría suministrado la energía necesaria como para que las formas de vida más simples prosperen. En la actualidad estimamos que un tercio de la biomasa se oculta bajo la corteza terrestre, por lo que si la vida existió en algún momento en Marte, posiblemente habría optado por seguir el mismo camino. Si deseamos encontrar estas formas de vida que revolucionen nuestra forma de ver el Universo, tendremos que alcanzar mayores profundidades, excavando hasta alcanzar los, al menos, 500 metros.

Amend trabaja en el laboratorio de la Universidad del Sur de California estudiando la química microbiana presente en los respiraderos hidrotermales oceánicos. Recientemente, la NASA ha financiado su trabajo, lo que le permitirá descubrir si la vida puede sobrevivir en el helado paramo que es Marte en la actualidad, para crear así una especie de guía que permita señalar que características deberían tener los mundos en los que la vida ha sobrevivido en el subsuelo.

La idea de una biosfera subterránea fue popularizada en 1864 en la novela de Julio Verne ‘Viaje al Centro de la Tierra’. Quizás inspirado por la emergente teoría de Charles Darwin de la evolución, Verne describe como un equipo de exploradores trata de alcanzar el centro de la Tierra, en su camino se encuentra con plantas y animales prehistóricos. Ahora, esta vida bajo la superficie de la Tierra, mucho más simple que la imaginada por Verne, ayudará a los científicos a buscar vida subterránea en otros mundos.

Durante los próximos cinco años, Amend utilizara unas sondas llamadas SEALs (Subsurface Explorer for Assessment of Life), gracias a ellas examinara las profundidades de la Tierra, tratando así de echar un vistazo a los microorganismos "intraterrestres" que se esconden a miles de metros de profundidad.

imageSe están desarrollando las nuevas tecnologías de detección de vida para la exploración de la biosfera profunda, estas podrían ser las precursoras de aquellas que, algún día, podrían ser enviadas a otros planetas y lunas. Estas sondas incluyen un microscopio de luz ultravioleta miniaturizado para detectar la presencia de formas de vida bioluminiscentes. Las sondas buscaran microbios, recopilando datos que nos permitan comprender como sobreviven, tratando de hacerlos reaccionar in situ (tal y como se pretendía con los experimentos de las Viking Mars Lander en 1976). Este proyecto también permitirá recoger muestras que serian analizadas en los diferentes laboratorios. El objetivo final es aprender más sobre la gama de condiciones que sustentan la vida en nuestro planeta.

Más sobre

Entre otros microorganismos, su investigación ha encontrado Firmicutes , bacterias que son capaces de formar esporas y que sobreviven en ambientes extremos. Lo más intrigante de todo es que el microbio Desulforudis A udaxviator (en la foto) habita cerca de tres kilómetros de profundidad. Esta bacteria es una de las pocas que es capaz de sobrevivir sin luz solar, el oxígeno o compuestos orgánicos, prosperando durante millones de años gracias a los elementos químicos que se derivan de la desintegración radiactiva de minerales.

‘Este organismo ha tenido que descubrir todo por sí mismos’, comento Amend. ’divide el agua en hidrógeno y oxígeno para su metabolismo.’

A estas profundidades, esta bacteria vive en solitario, el 99% de su ADN es totalmente único, así que este "bichito" podría sentirse como en casa en las profundidades marcianas.

Pero para llegar hasta estos habitantes de las profundidades marcianas es necesario transportar un equipo de perforación al planeta rojo, y aunque el Insinght examinara en subsuelo marciano, se quedara muy lejos del objetivo, por lo que quizás esta tarea sea una de las actividades principales de las futuras misiones tripuladas a Marte.

El problema es que una cosa es perforar la superficie de nuestro planeta o otra muy diferente hacer lo mismo en un lejano mundo donde no disponemos de los materiales adecuados. El agua se utiliza como refrigerante de los taladros, se necesita una "tubería" de acero para evitar que el pozo colapse sobre sí mismo (tres kilómetros de tuberías), la energía necesaria no puede obtenerse mediante los motores de gasolina que utilizan estas perforadoras terrestres... por lo que será necesario modificar estos sistemas para que funcionen en un ambiente tan extremo y con tan pocos recursos.

Pero tenemos una alternativa a la perforación de la superficie marciana, en 2007, la NASA descubrió lo que parecen ser entradas a cavernas subterráneas. Estas están ubicados en las faldas del volcán Arsia Mons, que tiene 30 veces el volumen del Mauna Loa en Hawai, el volcán más grande de la Tierra. Estos pozos derrumbados, que en realidad parecen ser el colapso de un túnel de lava, podrían ofrecer un acceso a las profundidades marcianas, algo así como un "Viaje al centro de Marte" de un Verne del siglo XXI.

El proyecto también incluye científicos del Caltech, JPL, la Agency for Marine-Earth Science and Technology Japonesa, así como otras instituciones de investigación de Estados Unidos, incluyendo Arizona State University y el Instituto Politécnico Rensselaer.

.nrelate_related .nr_sponsored{ left:0px !important; }

Sobre esta noticia

Autor:
Eonhadico (607 noticias)
Fuente:
espacioprofundo.es
Visitas:
5708
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.